La nueva Ley de Autónomos

El pasado día 25 de octubre de 2017 se publicó en el Boletín Oficial del Estado la Ley 6/2017, de 24 de octubre, de Reformas Urgentes del Trabajo Autónomo. Una de tantas, y es que no han sido pocas las reformas que ha sufrido la legislación en materia de trabajo autónomo durante la última década, con el pretendido objetivo de facilitar la creación, desarrollo y expansión de este tipo de trabajadores y del tejido empresarial más básico de nuestra sociedad.

Por ello, desde BasqueLaw Abogados queremos hacernos eco de las últimas reformas, y de las ventajas que va a suponer la entrada en vigor de las mismas, facilitando a nuestros clientes y seguidores el conocimiento de los aspectos más relevantes que van a traernos. También es importante especificar que la entrada en vigor de esta ley no será simultánea, ya que si bien algunos preceptos ya se encuentran vigentes, otros no verán la luz hasta la llegada del año 2018. Será importante prestar atención, ya que colocaremos entre paréntesis la fecha “2018” para aquellas reformas que tengan que esperar hasta el año que viene.

Medidas destinadas a emprendedores o nuevos autónomos

La reforma parte de un nuevo retoque en la ya conocida como “tarifa plana” en la cuota de los nuevos autónomos. Y es que, durante los últimos años, los denominados “nuevos autónomos” o “emprendedores” tenían una tarifa plana de cotización de 50 euros, durante los 6 primeros meses de actividad. Con la reforma, la duración de dicha tarifa plana pasará de 6 a 12 meses (2018).

No obstante, es preciso recordar que, para acogerse a esta medida, el trabajador no puede haber sido autónomo durante los dos años anteriores a la solicitud. Del mismo modo, si el trabajador ya ha sido un autónomo y se ha beneficiado anteriormente de la tarifa plana, el periodo indicado será de 3 años (2018).

Con posterioridad a los 12 meses iniciales, la ley mantiene el resto de bonificaciones que ya estaban previstas, y que se resumen en:

  1. Una reducción equivalente al 50 por ciento de la cuota durante los 6 meses siguientes al período inicial.
  2. Una reducción equivalente al 30 por ciento de la cuota durante los 3 meses siguientes al período señalado en el punto 1.
  3. Una bonificación equivalente al 30 por ciento de la cuota durante los 3 meses siguientes al período señalado en el punto 2.

Además de esta regla general, los trabajadores por cuenta propia que sean menores de 30 años, o menores de 35 años en el caso de mujeres, disfrutan de las  bonificaciones señaladas en el punto 3 durante 12 meses extra. Finalmente, también se introducen mejoras para aquellos emprendedores con discapacidad (2018).

Medidas sobre la contratación

Otra de las medidas a tener en cuenta, que introduce esta nueva ley, tiene que ver con la contratación de trabajadores, y en especial, con la contratación de personas que tengan relación de parentesco o afinidad con el trabajador autónomo. Así, se bonificarán las contingencias comunes al 100% durante un periodo de 12 meses, cuando el profesional autónomo opte por la contratación indefinida por cuenta ajena de su cónyuge, ascendientes, descendientes y demás parientes por consanguinidad o afinidad, hasta el segundo grado inclusive.

Para poder acogerse a esta bonificación va a ser necesario que el trabajador autónomo no hubiera extinguido contratos de trabajo y mantener el contrato al menos seis meses. Por otro lado, se facilitará la contratación a los hijos discapacitados de los autónomos.

Medidas que afectan a las cotizaciones

En lo referente a las cotizaciones, además de extender el tiempo de duración de la tarifa plana, la ley ha querido hacer un hueco para restringir las cotizaciones al tiempo efectivamente trabajado. Así, se establece que los autónomos pagarán la cuota en función del día efectivo en que se hubieran dado de alta o de baja en el RETA (2018). Una medida importante, ya que, actualmente, se pagaba el mes completo, independientemente de las fechas en que se hubiera empezado o finalizado la actividad.

Del mismo modo, se introducen las siguientes ventajas u opciones de elección:

  • Los autónomos podrán darse tres veces de alta y de baja en el mismo año (2018).
  • Los autónomos podrán cambiar hasta cuatro veces en el mismo año su base de cotización, en función de sus intereses y de los ingresos que tengan (2018).
  • Se devolverá el exceso de cotización de los trabajadores con pluriactividad sin que tengan que solicitarla expresamente.
  • Un autónomo podrá cobrar el 100% de la pensión y seguir trabajando si tiene al menos un trabajador a su cargo.
  • La cuota de los autónomos societarios ya no subirá automáticamente en función de lo que se eleve el salario mínimo interprofesional.

Medidas de carácter fiscal y de seguridad social

Otro aspecto importante que incluye esta ley son las medidas para facilitar los pagos a Hacienda y Seguridad Social que requiere la actividad del emprendedor. Así, los recargos por retraso en los pagos a la Seguridad Social se reducen a la mitad; pasando de un 20% al 10% en el primer mes (2018).

En lo que respecta a impuestos, los autónomos podrán deducirse un 30% de los gastos de suministros (agua, teléfono y luz), siempre que se esté trabajando desde casa (2018). También se podrán deducir 26,67 euros diarios en el IRPF por gasto de manutención, cuando afecte directamente a la actividad en territorio español. Si el trabajador por cuenta propia está realizando su actividad en el extranjero podrá deducirse un total de 48 euros (2018).

Medidas destinadas a conciliar la vida laboral y familiar

El tema de la conciliación ha sido y será siempre uno de los caballos de batalla más importantes a la hora de hacer reivindicaciones en el sector. Por ello, la ley introduce las siguientes medidas:

  • Los autónomos que sean madres/padres estarán exentos de pagar cuota durante el periodo de baja por maternidad/paternidad, adopción, acogimiento, etcétera.
  • Tarifa plana de 50 euros de cuota para las madres que vuelvan a emprender antes de dos años desde que cesó su negocio por maternidad, adopción, acogimiento, etcétera. Esta excepción tiene como objetivo que que no tengan que esperar a cumplir dos años desde que fueron autónomas por última vez para poderse acoger a la tarifa plana.
  • Exención del 100% de la cuota de autónomos durante un año para el cuidado de menores o dependientes.

Medidas destinadas a la prevención de riesgos laborales

Finalmente, la ley pretende hacer una serie de correcciones con el objetivo de equiparar la protección de trabajadores por cuenta ajena y autónomos en lo relativo a las contingencias cubiertas por la Seguridad Social. En primer lugar, se reconoce el accidente de ida o de vuelta al puesto de trabajo (también llamado “accidente in itinere“). A ello hay que sumar que la ley entiende como lugar de la prestación, el establecimiento donde el profesional autónomo ejerce su actividad de forma habitual, siempre que no coincida con su domicilio personal.

Por último, se pretenden implantar mejoras en la formación en Prevención de Riesgos Laborales de los profesionales autónomos.

Conclusión

A pesar de todas las reformas que ha sufrido nuestra legislación en materia de trabajo autónomo, y del esfuerzo que nuestro legislador ha pretendido realizar para ir avanzando en una mayor protección del autónomo y el emprendedor, no por ello se puede obviar que nuestro país continúa estando a la cola en lo referente a la cantidad de trabas, tramites burocráticos y requisitos económicos a la hora de montar una Pyme o una microempresa. A estas alturas, son de sobra conocidos los estudios que colocan a nuestro país a la cola de este tipo de rankings, o realizan sangrantes estudios comparativos del coste económico de ser emprendedor o montar una empresa, en relación a los países de nuestro entorno.

Por ello, y a pesar de que las reformas que se realicen para mejorar las condiciones del sector son y siempre serán bien recibidas, el legislador debe también de ser consciente de que el esfuerzo que se le exige en este ámbito es aún superior al realizado. La sociedad ha tomado una gran conciencia de este sector, coincidiendo con la crisis económica, y con el auge del movimiento startup, que ha impulsado notablemente al espiritu emprendedor. Así pues, confiamos en que esta senda de reformas sirva para marcar el camino que este sector lleva tanto tiempo demandando.

¿Te ha gustado este articulo?

Si tienes dudas, quieres ampliar la información, o quieres realizarnos una consulta, contáctanos.